Acusado de violación de menor con retardo mental podría salir por exceso de carcelería

Hoy en horas de la mañana los familiares de una menor de 15 años que fue violada en Llanza, distrito de Luricocha, realizaron un plantón en el frontis del Poder Judicial de Ayacucho, pidiendo justicia.
Según informó la madre de la menor, identificada como Carmen Rosa, el presunto violador, identificado como Edmer Cruz Flores, abusó de su hija que sufre retardo mental el 11 de mayo del 2020 en la comunidad de Llanza, este fue capturado y cumplía prisión preventiva de 9 meses, pero podría salir en libertad por exceso de carcelería el 11 de febrero.
«No hay justicia para nosotros. El fiscal no avanzó nada, el plazo de de prisión preventiva se vence el 11 de febrero. Dice ya va a salir, ni el fiscal ni la comisaría hicieron nada. Me dicen que por la pandemia, con eso me han tenido todos estos meses», dijo la madre en medio de lágrimas.
Carmen Rosa también agregó el acusado ya habría cometido delitos similares y es inconcebible que salga libre.
Por ahora, la madre de la menor agraviada se estaría haciendo cargo de los gastos, desde la defensa hasta la terapia psicológica.
Asimismo, los familiares informaron que los fiscales a cargo del caso, uno de ellos identificado como Toledo Palomino, a la fecha no les han pedido ningún documento más.
«Hace poco el fiscal Toledo Palomino nos pidió un informe psiquiatrico, es el primer documento que nos piden y nos dicen que lo hagamos rápido y si no podíamos teníamos que ver que lo consigamos como sea», señaló una de las familiares.
Han transcurrido 8 meses y medio ni el fiscal ni el comisario del CEM (Centro de Emergencia Mujer) les dijeron nada.
HECHOS. El 11 de mayo del 2020 a la 6 de la tarde la víctima acudió a la tienda a comprar una gaseosa después de volver del campo donde fue acompañada con una vecina. En esos instantes el investigado Edmer Cruz Flores la jaló, llevó a un descampado y abusó de ella. Luego de este reprochable hecho le dio un sol y le dijo que no contará a nadie.
La agraviada llegó a las 8 de la noche a la casa de la vecina a quien le contó todo el abuso y esta a su vez le informó todo a la madre de la menor.
Las autoridades capturaron al presunto violador en su domicilio cuando cenaba con sus hijos y conviviente, como sin nada pasara.
Cruz Flores primero negó los hechos y luego reconoció haber abusado de la menor.
«Sí tía hice eso, pero no me lleven a la comisaría», dijo el acusado ante la Junta Comunal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *